ESTELLER CAMPAÑA 23

Pendones, el tercer mundo de Caso.

A los pies del Tiatordos, Pendones sufre el olvido de políticos y administración de una forma tan insultante que con seguridad es uno de los pueblos más abandonados de todo el Principado. Mientras a otros van llegando mejoras, Pendones está cada vez más aislada. Frente a las quejas por ello, la burda excusa de la falta de dinero que denota una nula voluntad política de solucionarlo, evidente desde el momento de que las carencias de Pendones están superadas ya en el resto de los pueblos de Caso. Sufren los vecinos ese abandono hasta el punto de que un joven discapacitado, que se desplaza en silla de ruedas, ha tenido que abandonar su único posible paseo diario porque el argayo que cortó la carretera ya hace años, quedó como un camino de cabras, rematado con piedra y zahorra muy gruesa, en vez de asfaltar o aglomerar esos 20 metros para posibilitar el paso. 


Los ejemplos continúan con el de otro joven vecino, con marcapasos, que debe marcharse cada diez días a Gijón para que el aparato se actualice, ya que necesita 24h de cobertura móvil ininterrumpida y Pendones es el único pueblo de Caso donde no hay nada. Pruebe usted a recorrer las AS-17-117 y verá como tiene cobertura en todo el recorrido, desde Aviles al Puerto de Tarna, a excepción de diez kilómetros, precisamente el tramo que pasa al lado de Pendones. Hace escasos tres meses otro vecino tuvo un accidente cayendo con su coche al río Nalón precisamente en ese tramo. Incapaz de salir del vehículo quedó atrapado durante horas, cubierto parcialmente por el agua, sin poder avisar porque allí como les cuento no hay nada de cobertura movil. Por suerte una vecina de paseo por la carretera lo vio y se desplazó varios kilómetros para avisar a los servicios de emergencia, de otro modo el final hubiese sido una tragedia. Para tomar conciencia del grado de abandono de Pendones añada una población muy mayor y sume a todos estos ejemplos los habituales cortes de luz que dejan al pueblo también sin teléfono fijo. Ahora además, por si ya fuera poco, ve cómo se instala la fibra óptica en todo el Concejo de Caso, pasando de largo de Pendones, una vergüenza que no hace más que corroborar el lamentable olvido de nuestro pueblo. Mientras se gastan miles de euros para hacer un embarcadero de piragüas en Tanes que no se utiliza, no hay dinero para que Pendones tenga telefonía movil ¿Se consentiría esto en el Campu, en Bezanes, en Tanes…en cualquier otro pueblo casín? No claro, por supuesto que no. Mientras poco a poco los otros pueblos progresan, a la sombra del Tiatordos, la montaña perfecta, Pendones se muere.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información