CESTIBERICA 2019

“Se le mata de un tiro al mocoso...”

...dice Saray, una animalista de las del Rey León en su fotografía de perfil, refiriéndose a un niño de dos años que sostiene una perdiz. Un día le pregunté a una amiga psicóloga si un comentario así realmente lo pensaban. Creía yo que eran simplemente bravuconadas y salidas de tono. Carmen, mi amiga, me abrió los ojos diciéndome: “una persona que dice algo así es una mala persona, una buena persona no es ni capaz de pensarlo ni de decirlo”. Y claro que tiene razón, soltar una barbaridad de este pelo sobre un bebé, solo se le puede ocurrir a un demonio. El animalismo esconde desviados y chiflados como Medina, bestias con un fondo violento y de odio que tratan de disfrazar en compromiso por los animales. Sencillamente son degenerados que deberían estar entre rejas, apartados de la sociedad. Seguro que a usted, al igual que a mi, se le ocurren miles de formas de hacer a este monstruo “recapacitar” ante semejante barbaridad, pero está claro que quien tiene que ponerles freno es la justicia. Hasta que este tipo de “hijos de perra” no sean conducidos directamente ante el juez y se les aplique una pena como a un terrorista, mal vamos ¿Sabe a que me recuerda la desgraciada esta de Sarai Medina? A una asesina que también se definía como animalista y que esperemos no vuelva salir de la carcel en lo que le queda de vida
Tolerancia cero con los ecoanimalistas, no hay peor lacra.
Viva la caza. Viva el mundo rural.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información